Blog

Cuidados en primavera para tus plantas de exterior

Hoy os contaremos cuáles son algunos de los cuidados en primavera para tus plantas de exterior. Es mucho tiempo el que pasamos ahora en casa y todos y todas sabemos que es la mejor época para pasar tiempo en nuestros jardines (los afortunados que podemos tener uno). Por eso, ¿qué mejor que invertir nuestro tiempo en mimarlo y darle todo el cariño que necesita? Te dejamos algunas tareas que se han de tener en cuenta en esta temporada:

  • Limpieza general. Retirar elementos de protección contra el frío; retirar restos de hojas, etc. que hubieran podido quedar de la estación anterior; limpieza de pavimentos, mobiliario, etc…
  • Quitar malas hierbas. Esto viene siendo mas necesario cuando avanza la primavera. En este periodo con los fríos no suelen salir muchas malas hierbas, no obstante si aparecieran en zonas de plantación por supuesto conviene retirarlas.
  • Podar plantas y arbustos. Marzo ya era un mes ya límite para la poda. Sin embargo, sólo en caso de que haya brotado o empezado a brotar los árboles. Ahora se pueden hacer podas ligeras de formación o de limpieza (retirada de ramas secas, ramas que se cruzan y hacen heridas, limitar tamaño de las plantas ligeramente…) Hay que tener cuidado con las plantas que florecerán en primavera. Una poda descuidada en esta época puede echar a perder una floración. Se pueden podar sin problemas arbustos de floración temprana que ya hayan florecido (Como Forsythia spp; Hamamelis spp; Chaenomeles spp…). Se pueden por supuesto podar setos de coníferas y perennes y pantallas de enredaderas.
  • Cortar y abonar el césped (si tuviéramos). Los tratamientos básicos para praderas de césped que recomendados son escarificar; airear (con aireadora profunda si el césped está muy compactado); enarenar (en el mismo caso) y realizar una enmienda orgánica con aportes de Guanumus (marca comercial) o productos similares. También en el caso de que haya musgo en la pradera tratar con sulfato de hierro a dosis de 30 gr/m2.
  • Revisar el sistema de riego. Puesta en marcha del sistema y revisión de todos los elementos (uniones, piezas de enlace para que no haya fugas; emisores, goteos que no estén obturados; difusores o aspersores que no estén bloqueados o que rieguen en el ángulo correcto y no echen el agua fuera del marco de riego; programaciones de riego que se adapten a las necesidades de la estación; electroválvulas que no estén obturadas por presencia de elementos extraños; cambiar las baterías a los programadores autónomos para que no se gasten a mitad de temporada y nos pasemos días sin regar…)
  • Se recomienda hacer la fertilización a principios de primavera para favorecer el crecimiento de raíces y hojas, si es posible con abonos orgánicos, en plantaciones arbustivas. En zonas donde haya goteo es mejor emplear abonos líquidos aplicados mediante riego o foliares. En praderas si se ha hecho enmienda orgánica con guanumus no abonar hasta mediados o finales de abril.
  • Plantaremos las nuevas especies de primavera como las plantas vivaces perennes  y las gramíneas ornamentales.
  • Transplanta todas las especies que lo necesiten.
  • Revisar que nuestras plantas no tienen pulgones, ácaros, gusanos, babosas y caracoles. Y tras esta revisión tomar decisiones acerca de cómo tratar estos posibles problemas en caso de aparecer. El uso de insecticidas; Helicidas; Acaricidas; fungicidas etc. Ésta tarea está muy restringida por lo que es imprescindible que sea realizado por un profesional. Recomendamos vivamente el uso del jabón potásico para plagas de pulgón y otros insectos chupadores. El jabón potásico es muy eficaz y no tiene ninguna toxicidad.

Es muy importante, para saber cuáles son las especies adecuadas para nuestro jardín, hacer un estudio y valorar la zona, tipo de suelo, clima, etc. No obstante os proponemos algunas plantas que alegran tu jardín o terraza en primavera. Hemos elegido especies menos conocidas para que además que aporten una gran belleza y perspectiva novedosa a tu jardín, también puedas  ampliar tus conocimientos sobre la floración primaveral.

  • Chaenomeles speciosa muy común al final de invierno principio primavera, de la familia de las rosáceas.
  • Philadelphus coronarius, llamada también Melinda, jeringuilla o filadelfo, perteneciente a la familia de las  hydrangeaceae.
  • Kerria japonica, originaria del este de Asia y es de la familia de la rosaceae.
  • Coronilla valentina glauca, de la familia de las leguminosas fabáceas. Nativsa de Portugal, España, Malta y Croacia.
  • Viburnum opulus ‘roseum’, conocida también como bola de nieve, mundillo o sauquillo. De la familia de las caprifoliaceae original en Europa y otros países.
  • Deutzia gracilis, conocida también como Celinda de espigas, de la familia de las saxifragaceae cuyo origen es China y Japón
  • Kolkwitzia amabilis, una especie de arbusto perteneciente a la familia de las caprifoliaceae.
  • Magnolia stellata, conocida comúnmente como magnolia estrellada, de la familia de las magnoliaceae. Sus flores son elegantes y olorosas.
  • Calycanthus floridus o árbol de las anémonas por sus grandes flores rojas sobre las hojas en forma aovada-acuminada. De la familia de las calycanthaceae.
  • Buddleja davidii o las conocidas lilas de verano o flor de las mariposas. De la familia de las buddlejaceae cuyo origen es de China.

 

Por último, recordaros que en Alnus seguimos trabajando, utilizamos medidas de protección para evitar contagios y cuidamos de los jardines con muchísimo cariño. Si estás pensando en poner a punto tu jardín y no sabes por donde empezar después de leer nuestra entrada puedes contactarnos, estaremos encantad@s de ayudarte.

Etiquetas
Si te ha gustado, comparte
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en print
Compartir en email

Deja un comentario

Últimas entradas
Facebook