Blog

5 acciones para mimar a tu jardín durante el otoño madrileño

El otoño es la estación ideal para hacer cualquier acción en tu jardín, incluso crearlo y plantarlo. En muchas actividades, el año comienza en septiembre y para los espacios verdes puede ocurrir algo similar, te explicamos por qué.

Esta época desde finales del verano hasta noviembre (cuando aún no ha comenzado el frío de verdad) desde el punto de vista vegetativo tiene todas las ventajas de la primavera:

  • Hay más humedad puesto que las lluvias aumentan
  • Las temperaturas son más suaves
  • Las plantas sufren cambios (las hojas se caen, otras florecen, cambian de color…)

Lo que realmente la diferencia de la primavera y lo que la hace la mejor época del año para meter mano en nuestro jardín es que la estación siguiente, el invierno, es una etapa de parada vegetativa donde las plantas entran en letargo y cualquier acción realizada durante el otoño, trasplante, plantación…,supone un menor impacto en ellas.

A continuación, te contamos 5 acciones diferentes que puedes hacer en otoño para mantener tu jardín en Madrid sano y fuerte.

#1. Recupera tus praderas naturales

El verano es una época donde el césped u otro tipo de pradera natural (por ejemplo, la Lippia nodiflora o Vinca minor) sufre mucho: pisoteo, falta de agua, excesiva exposición al sol, etc. Por eso, septiembre es un buen mes para tratarla y recuperarla.

Para ello, será necesario ver si hay alguna zona que esté quemada o muy maltratada, desenterrarla, volver a plantar en esa área y mezclar con abono.

Pradera natural de Vinca minor, un proyecto para un parque público en Madrid.
Pradera natural de Vinca minor, un proyecto para un parque público en Madrid.

En el caso del césped natural, la semilla se puede sembrar con éxito unas pocas semanas al año. En Madrid (zona interior de la Península) este tiempo coincide a mediados de la primavera (entre abril y mayo) o al comienzo del otoño (finales de septiembre y octubre).

Dentro de nuestros servicios de jardinería y mantenimiento valoramos el estado de tu pradera y una guía con los trabajos de recuperación que se deben realizar para que nuestro equipo u otro profesional cualificado pueda ejecutarlas.

 #2. Revisa el sistema de riego

Tras la época cálida muchas personas se llevan las manos a la cabeza con el consumo de agua de su jardín. Puede ser por varias causas, desde las altas necesidades hídricas de las plantas hasta que haya una rotura o fisura y se pierda agua.

En el post ¿Un jardín en Madrid? Los mejores tips para ahorrar agua te explicamos qué significa que un jardín sea hídricamente sostenible y los factores que pueden afectar al consumo de agua.

Sea cual sea la razón, ¿por qué el otoño es una buena época para afrontar cambios en el sistema de riego? Es sencillo, las necesidades de aportar riego se reducen por el aumento de las lluvias.

En Alnus nos preocupamos de escoger las tecnologías más avanzadas y eficientes en red de riego, en pro del medio ambiente y el ahorro mensual. Por eso, uno de nuestros servicios destacados es la revisión e instalación de los sistemas de riego de los jardines (privados, públicos y de todos los tamaños).

riego eficiente

#3. Podas y otros tratamientos

Si tus árboles, setos o arbustos necesiten una poda de limpieza o sanitaria (eliminar ramas y partes muertas), el otoño es la mejor época del año para hacerla, porque le sigue una etapa de parada vegetativa donde la planta puede recuperarse sin problemas. De todas formas, siempre recordamos que las podas solo deben hacerse cuando son necesarias, no por sistema. En el post Cuándo podar los árboles explicamos los tipos de poda que existen y en qué casos «el remedio es peor que la enfermedad».

También, si tienes pinos o cedros es momento de ocuparse de la procesionaria. Aplicar tratamientos de prevención y control te ayudará a evitar dolores de cabeza en el futuro.

Oruga de la procesionaria. Fuente: procesionaria.net
Oruga de la procesionaria. Fuente: procesionaria.net

Desde Alnus recomendamos los tratamientos con endoterapia, que consisten en unas inyecciones en el tronco para prevenir los bolsones de la procesionaria y/o la instalación de anillos contra esta plaga, por su facilidad y su escaso impacto ambiental y daño en el árbol.

El mejor momento para hacerlo es el otoño, teniendo en cuenta el ciclo de vida de la procesionaria y ello nos ayudará a ahorrar dinero, contaminación ambiental y molestias.

También aconsejamos la intervención de un profesional en la aplicación de cualquier tratamiento de prevención y control de plagas. Por eso es uno de nuestros servicios más demandados en toda la Comunidad de Madrid.

#4. Crea o cambia tu jardín

Septiembre-octubre es ideal para construir un jardín en Madrid, las temperaturas aún son cálidas pero suaves, las lluvias son más frecuentes y lo más importante, los próximos meses no son cálidos y las necesidades hídricas no aumentan. Y aunque no sea crearlo de cero, podemos sembrar o trasplantar cualquier especie vegetal. Quizás te interese el post Trasplantar rosales en tu jardín si te encuentras en esta situación.

Alnus es jardinería pero también paisajismo: ayudamos a crear y construir jardines públicos o privados para particulares, empresas y comunidades de vecinos en la Comunidad de Madrid y alrededores.

Patio de una comunidad de vecinos con los que trabajamos el mantenimiento del jardín y los sistemas de riego.
Patio de una comunidad de vecinos con los que trabajamos el mantenimiento del jardín y los sistemas de riego.

#5. Planificar las tareas previas al invierno

El otoño trae consigo una imagen muy característica de bosques, parques, etc. Todo adquiere una tonalidad amarilla-rojiza y muchos árboles pierden sus hojas, llenando los caminos de capas y capas de materia orgánica.

En los jardines puede ocurrir algo similar, dependiendo del tamaño del mismo y de las especies plantadas. Ante esta situación, tenemos dos opciones:

  1. Barrer esas hojas y llevarlas al vertedero
  2. Utilizarlas como mulch o acolchado

El mulch es una capa protectora del suelo contra temperaturas muy bajas y heladas (climatología típica en el invierno madrileño) formada por elementos inertes orgánicos o inorgánicos.

alnus paisajistas

En cualquier caso, durante el otoño el suelo de nuestro jardín se va a ensuciar más de lo normal y es por ello, que dedicando un poquito de tiempo a planificar estas tareas, nos ayudará a llevarlas con mejor humor.

Por ejemplo, las zonas de acceso deben estar limpias para evitar resbalones o caídas, pero fuera de ellas, proteger el jardín con mulch puede ser un acierto. En el artículo Recoger las hojas del otoño te ayudamos a saber qué tener en cuenta para planificar esta tarea.

¿Necesitas que te ayudemos con alguno de estos servicios? ¿O tienes dudas sobre algo en concreto? Cuéntanos tu caso y nuestro equipo estará encantado de ayudarte.

Etiquetas
Si te ha gustado, comparte
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en print
Compartir en email

Deja un comentario

Últimas entradas
Facebook